Secretaría de Desarrollo Económico

link

Archivo Histórico de Rionegro

El Archivo Histórico de Rionegro es un bien de interés cultural de carácter documental de la nación. Conserva información escrita de más de 300 años de historia, que se relaciona con el surgimiento de la localidad y la configuración política, territorial, económica, social y cultural del Oriente Antioqueño. Está constituido por cuatro fondos documentales (Gobierno Municipal, Concejo Municipal, Notarial y Judicial) y cuatro colecciones (Hemeroteca, Archivo Personal de Carlos Uribe Echeverri, Archivo Personal de Ramón Jaramillo Jurado y Archivo de la Sociedad de Mejoras Públicas de Rionegro), los cuales permiten conocer distintos aspectos relacionados con el desarrollo histórico de la localidad y su relación con el Oriente Antioqueño y el país. En este espacio privilegiado de la historia y el patrimonio se conservan invaluables documentos que hacen parte del patrimonio de todos los rionegreros.

 Este tesoro documental conserva la memoria escrita de más de trescientos años de historia de Rionegro. Desde mediados del siglo XVIII, los alcaldes del sitio y algunos gobernadores ya daban órdenes para reunir, guardar y disponer adecuadamente los documentos. Con el traslado de la ciudad de Arma al sitio de Rionegro en 1786 se organizó el archivo del cabildo, que comenzó a producir mucha más información.

Con el pasar del tiempo, el acervo documental se fue enriqueciendo a la luz de distintos procesos y sucesos históricos, que iban dejando sus huellas en el papel. En el siglo XX, Ernesto Tobón, quien durante años se desempeñó como tesorero del Concejo y personero municipal, se dedicó a leerlos y organizarlos entre las décadas de 1920 y 1950. En 1941 obtuvo una partida de dinero para comenzar a realizar su encuadernación, y a lo largo de casi 30 años leyó la mayor parte de los documentos del periodo colonial, el siglo XIX y las primeras décadas del siglo XX, diseñando algunos índices para recuperar la información.

El archivo permaneció en la antigua casa del cabildo hasta la década de 1970, cuando se llevó a cabo la modificación del edificio, para dar paso al palacio de gobierno. En ese momento se trasladó el material para el Museo Histórico Casa de la Convención, donde se encuentra actualmente. La Sociedad de Mejoras Públicas se hizo cargo de él y gestionó proyectos importantes para su organización.

Justamente la Sociedad gestionó un contrato con la Fundación Antioqueña para los Estudios Sociales (FAES), entidad que se encargó de organizar el Archivo en cuatro fondos documentales: Gobierno, Concejo, Notarial y Judicial, entre finales de la década de 1980 y los primeros años del decenio siguiente. En 1994 se creó el Archivo Histórico de Rionegro por Acuerdo 073 del Concejo Municipal y pasó a ser administrado por la Biblioteca Pública.

Ya en el decenio siguiente entró a hacer parte de la Subsecretaría de Cultura del Municipio, dependencia encargada actualmente de su custodia y gestión. En 2019 se expidió una resolución que estableció el funcionamiento y el manual de uso del Archivo, y en octubre de 2020 el Archivo General de la Nación le otorgó la declaratoria como Bien de Interés Cultural de Carácter Documental Archivístico del ámbito nacional.

Depósito del Archivo Histórico de Rionegro.
Depósito del Archivo Histórico de Rionegro.

Los cuatro fondos que conserva el Archivo contienen información del periodo colonial y la época de la república, incluyendo la independencia. La información abarca importantes procesos y acontecimientos históricos, como el poblamiento del valle, la configuración del territorio, las actividades económicas, la movilidad social, el mestizaje, el crecimiento poblacional, el auge comercial, la transformación de las instituciones, los cambios en las formas de gobierno, la industrialización, las transformaciones económicas y sociales, las guerras y los conflictos, entre muchos otros aspectos.

Cabe resaltar que sucesos históricos más conocidos como la liberación de esclavos de Javiera Londoño, el traslado de la ciudad de Arma, los hechos de la independencia, el establecimiento de la Maestranza, el levantamiento de Córdova, la guerra civil de 1851, la creación de la provincia de Córdova, la Convención Nacional de 1863, la creación del Banco de Oriente, la guerra civil de 1885, la instalación de la energía, los cambios urbanos de la década de 1920, el tranvía de oriente, las luchas entre liberales y conservadores, y otros aspectos, están registrados en buena medida en la documentación histórica que conserva el Archivo. Toda esta información se encuentra organizada de la siguiente manera:

Fondo documental

Nro. tomos

Nro. cajas

Fechas extremas

Contenido

Gobierno Municipal

254

68

1671-1957

Reales provisiones, reales órdenes, autos, bandos, mortuorias, resoluciones, decretos, inventarios, visitas, comunicaciones

Concejo Municipal

76

5

1656-1950

Actas, acuerdos, decretos, peticiones, informes

Judicial

992

73

1649-1967

Sentencias, juicios civiles, juiciones criminales, sumarios, policía, indagatorias, pleitos, diligencias

Notarial

216

11

1730-1940

Cartas de libertad, testamentos, compras, permutas, donaciones, ventas, escrituras públicas

Total

1538

157

1649-1967

 

“Libro de propios, 1788”, Archivo Histórico de Rionegro.

La variedad en las caligrafías, la riqueza de estilos, las letras, los soportes de la información y la gran diversidad de formas estéticas que presentan los documentos es un valor también muy importante que tiene el Archivo Histórico de Rionegro. Además, se pueden encontrar algunos documentos escritos en otros idiomas, como latín, francés e italiano. Y desde luego, más allá de los importantes sucesos que han tenido que ver con la localidad, el Archivo guarda información sobre personajes distinguidos en distintos momentos de la historia de la región y el país, como José María Córdova, Francisco José de Caldas, Liborio Mejía, Fidel Cano, Manuel Uribe Ángel, Javiera Londoño, entre otros.

Probanza de nobleza, siglo XVIII. Archivo Histórico de Rionegro
“Proclama a los antioqueños”, José María Córdova, 1829. Archivo Histórico de Rionegro.

También hacen parte de este Archivo cuatro colecciones que enriquecen la información y los registros históricos: el archivo personal de Carlos Uribe Echeverri, político y diplomático liberal rionegrero, que tuvo importante trascendencia en el ámbito nacional e internacional; el archivo personal de Ramón Jaramillo Jurado, distinguido músico de la ciudad y maestro de este arte; el archivo de la Sociedad de Mejoras Públicas de Rionegro, que se encargó de la gestión cultural del Municipio durante toda la segunda mitad del siglo XX; y una colección de periódicos antiguos de los siglos XIX y XX, donde se puede leer información sobre Rionegro, Antioquia y otras partes del país.

Este Archivo es importante por todo lo anteriormente mencionado, pero principalmente porque es la memoria escrita de la localidad, el mejor vínculo que puede tener un rionegrero con su pasado y su historia, con el territorio que habita o el lugar donde nació. El Archivo Histórico de Rionegro es patrimonio local y nacional, y una fuente inagotable para la historia, la cultura y la identidad.

Manual de servicio al usuario

La entrada al Archivo Histórico de Rionegro (AHR) es libre y gratuita. Para ello se debe:

  • Presentar documento de identidad original.
  • Diligenciar el formato de Registro de consulta.
  • Aceptar el Manual de servicio al ciudadano del AHR.

Para acceder a la sala de consulta, las pertenencias personales, como bolsos, libros, paquetes, carpetas y demás objetos, deben ser guardadas en los casilleros destinados para ello. El AHR no se hace responsable por la pérdida o los daños de los bienes guardados. Se prohíbe el ingreso de personas en estado de embriaguez o bajo los efectos de sustancias alucinógenas.

Solo se puede ingresar a la sala:

  • Hojas sueltas
  • Lápiz o portaminas
  • Computador portátil sin funda protectora
  • Cámara fotográfica

Tener en cuenta para realizar la consulta de los documentos:

  • Traer y usar guantes y tapabocas. Sin estos elementros no se prestarán los documentos.
  • Evitar conversaciones y atender llamadas telefónicas dentro de la sala de consulta.
  • Respetar la disposición de las unidades de instalación y no alterar el orden de los documentos.
  • Solo se prestará una unidad de instalación por usuario (tomo, caja, legajo, periódico, carpeta, etc.), y evitar moverla o intercambiarla con otros usuarios.
  • Abstenerse de escribir, anotar o calcar sobre los documentos, así como apoyarse, doblar o ejercer cualquier acción que los dañe o deteriore.
  • Si detecta errores de foliación no trate de corregirlos, informe al funcionario en servicio.
  • Si encuentra documentos mutilados, rasgados, con deterioro biológico activo u otros problemas, informe al funcionario en servicio.
  • El uso de los computadores de la sala es exclusivamente para la consulta de instrumentos de descripción documental.
  • Manipular las unidades de instalación con ambas manos y pasar los folios deslizando la mano por debajo de estos para dar mejor soporte.
  • La consulta la atiende el personal del Archivo que orienta y entrega el material solicitado. Ningún usuario está autorizado para ingresar al depósito.
  • Usar cámara fotográfica sin flash.
  • El usuario será responsable del deterioro, la pérdida o mutilación de los documentos consultados, y se tendrán en cuenta las notificaciones previas que haga sobre el estado de los mismos.
  • El AHR se reserva la facultad de limitar la consulta de la documentación por motivos de conservación, deterioro, protección de datos de carácter personal, trabajos técnicos o existencia de reproducciones en otros soportes.
  • El AHR no tiene servición de préstamo externo y la salida de documentos se hará únicamente en casos como: motivos legales, procesos técnicos o exposiciones culturales, siempre que no comprometan su integridad y estado de conservación. Se deberá garantizar el reintegro del material al depósito del Archivo en el menor tiempo posible. El traslado y trámite se realizará por el funcionario público encargado en compañía del usuario, quien deberá asumir los costos pertinentes.
  • Dar los créditos al AHR para la reproducción de fotografías y otro tipo de material extraído del mismo.
  • Citar correctamente las fuentes de las que se extraiga información: fondo, tomo, caja, carpeta, folios, fechas, etc.

El AHR invita a los usuarios a compartir una copia de sus trabajos (digital o física), con el propósito de registrar los temas consultados y mejorar el servicio de atención.

Está prohibido el ingreso de:

  • Cuadernos y carpetas
  • Bolsos y carteras
  • Libros propios
  • Animales
  • Alimentos
  • Bebidas
  • Armas de fuego o cortopunzantes
  • Aparatos en altavoz

Horarios

El Archivo Histórico de Rionegro presta su servicio cinco días a la semana, exceptuando fines de semana y festivos, durante nueve horas de manera ininterrumpida, así: Lunes – viernes: 9am – 6pm